DG de Salud Pública

Consulta pública para la elaboración del proyecto de Decreto de creación de los Distintivos a las Mejores Prácticas en materia de Consumo

a)         Problemas que se pretenden solucionar con la iniciativa.
 
Los distintivos de calidad en materia de consumo, creados por  el Decreto 180/2002, de 17-12-2002, si bien se constituyeron como un instrumento de la Administración para fomentar un consumo de calidad de los productos y servicios ofertados por los proveedores, actualmente requieren ser actualizados y alineados con los Programas de Responsabilidad Social de las Empresas, con el propósito de lograr mayores cotas de competitividad y una mejor regulación económica eficiente de los mercados, coadyuvando el desarrollo e iniciativa empresarial, siempre encaminada a la mejora continua y orientada fundamentalmente al bienestar de los consumidores, a lo que contribuyen, igualmente, la generación de conocimiento y el incremento de las capacidades.
 
El Gobierno regional considera conveniente recuperar una iniciativa abandonada con un enfoque nuevo, ya que desde el año 2011 no se ha convocado la Comisión Regional de Distintivos de Calidad en materia de consumo, y darle un nuevo impulso aunque con una nueva orientación,  de tal forma que aunque los proyectados Distintivos a las Mejores Prácticas tengan su origen en los actuales Distintivos a la Calidad su enfoque sea esencialmente novedoso, fundamentalmente en cuanto a los méritos a valorar para la concesión de los Distintivos, que contemplarán aspectos no centrados exclusivamente en la “calidad”, sino que además de ésta se tendrán en cuenta otros muy valorados por la sociedad actual; constituyéndose así en una herramienta destinada a lograr comportamientos competitivos en el desempeño de las empresas y demás oferentes del mercado en la búsqueda de la excelencia.
 
b)     Necesidad y oportunidad de su aprobación.
Los Distintivos a la Mejores Prácticas en materia de Consumo (Distintivos M.P.C)  que se pretenden aprobar se consideran como una herramienta útil y necesaria para fomentar que las empresas y demás oferentes de mercado busquen la excelencia mediante la realización de mejoras y cambios.
 
c)      Objetivos de la norma.
El  objetivo fundamental de la norma es fomentar un consumo con connotaciones cada vez más positivas mediante el premio que supone la concesión de un distintivo basado en la valoración de méritos actualmente muy reconocidos por los consumidores como pueden ser, entre otros:
 
- Iniciativas de autorregulación o corregulación de la actividad
-Establecimiento de acuerdos y alianzas con las administraciones públicas con competencias en materia de consumo.
- Implementación de programas de Responsabilidad Social de las Empresas que incluyan compromisos relacionados con la protección de las personas consumidoras
- Participación en programas conjuntos con organizaciones de consumidores y usuarios
- Promoción de medidas de discriminación positiva dirigidas a colectivos de consumidores en situación de vulnerabilidad y que faciliten la accesibilidad a productos y servicios
- Trayectoria empresarial o de la actividad que se desarrolla en relación con la normativa en materia de consumo
            - Iniciativas de carácter laboral, social o ambiental
            -  Adopción de medidas orientadas a la igualdad de género
- Programas de innovación y gestión inteligente de la disrupción tecnológica
- Adopción de medidas favorables al consumo responsable y la prevención del desperdicio alimentario y frente a la sobreproducción en general.
- Adopción de medidas para la durabilidad de los productos y la prevención de la obsolescencia programada
- Fomento de políticas de información, formación, educación, e investigación alineadas con las políticas públicas de protección de lso derechos de las personas consumidoras
- Fomento de la transparencia, de la simetría informativa, de la  confianza y de la reputación en el contexto de las relaciones de consumo
- Desarrollo de acciones de corresponsabilidad y de promoción de  criterios alternativos en la toma de decisiones de compra
            - Incorporación de procesos y estándares de calidad en general
- Existencia de sistemas  específicos de gestión  de “compliance”, de atención al cliente y de postventa.
- Promoción del voluntariado en materia de consumo
- Aplicación voluntaria de iniciativas referidas a contenidos de las distintas normas relacionadas con  los derechos de las personas consumidoras.
- Aprobación de Compromisos y Códigos Éticos de producción, distribución y comercialización de productos y servicios
 
 
d)     Posibles soluciones alternativa regulatoria y no regulatoria.
Como única medida regulatoria se podría contemplar el mantener la legislación vigente, es decir,  el Decreto 180/2002, de 17-12-2002, de creación de los distintivos de calidad en materia de consumo, y volver a convocarlos; solución ésta, que entendemos debe ser descartada, en cuanto que se perdería la oportunidad de actuar con una mayor amplitud de miras en cuanto a los méritos a valorar y las demandas, cada vez más dinámicas, que realiza la sociedad actual de los productos, actividades y servicios que se le ofertan. 
 
La posibilidad no regulatoria, tampoco se considera, en cuanto la vuelta al dinamismo económico que presenta la situación actual hacen muy recomendable políticas de fomento de productos, actividades y servicios que se rijan por parámetros altamente recomendables. A su vez, ha de tenerse en cuanta que la concesión de Distintivos, no solo supone un premio, sino que también sirve como un revulsivo para toda la competencia en la búsqueda de mejores prácticas.  

Por todo lo anteriormente expuesto y para conseguir los objetivos previstos, se considera imprescindible la elaboración de este decreto y formulamos esta consulta pública para que los interesados puedan exponer sus propuestas y aportar sugerencias. Las sugerencias y propuestas que se quieran aportar se dirigirán a la Dirección General de Salud Pública y consumo, a través del correo electrónico en la dirección dgspdc@jccm.es y en cualquiera de los lugares descritos en el artículo 16.4, de la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del procedimiento administrativo Común de las Administraciones Públicas.
 
Las aportaciones se podrán realizar a partir del día de hoy 5 de junio, fecha en que se publica en la web, hasta el día 22 de junio.
 
 

Enlace permanente: 
https://www.castillalamancha.es/node/251391